Declaración de la Pastoral Juvenil del CLAI

En el día 23 de Mayo del año 2013, la Juventud aquí presente y en representación de todas y todos los jóvenes pertenecientes al Consejo Latinoamericano de Iglesias, alzamos la voz en esta VI Asamblea General. Dicha asamblea tiene como lema el “afirmando un ecumenismo de gestos concretos”; por ende es que convenimos en realizar el siguiente gesto y acto concreto:

La Pastoral Juvenil viene trabajando incesantemente desde hace 20 años para que todas las confesiones cristianas aquí reunidas experimenten la vivencia de un ecumenismo. Hemos recogido el legado que nuestras hermanos y hermanas nos han dejado, aquel legado que nos inspira a continuar trabajando para y por una América Latina más justa, más igualitaria, más pacífica, más tolerante y por sobre todo, con más esperanza.

El trabajo de nuestra Pastoral, el cual ustedes ya conocen, es vital para CLAI, puesto que somos la única instancia de participación y representación que emerge desde las bases. La elección de los animadores/as nacionales y regionales y del(a) animador(a) continental son la manifestación de esa voluntad transversal y democrática.
Sin embargo, durante el último tiempo hemos visto las siguientes situaciones y queremos compartirlas con ustedes:
1° Nos preocupa y lamentamos la baja -por no decir casi nula- representación de los y las jóvenes en las delegaciones de las Iglesias que asisten a esta Asamblea.
2° Esta Asamblea estuvo precedida por la Consulta Continental de UNFPA acerca de los Derechos Sexuales y Reproductivos, que según lo declarado por la misma Dra. Kate…. Estaba diseñada especialmente para la juventud.
3° En relación a lo anterior, de no ser por la gestión y ayuda concreta de UNFPA, esta Asamblea no contaría con presencial juvenil.
4° Nos sentimos utilizados y utilizadas. Pareciera que nuestra presencia sólo es requerida para establecer alianzas con agencias de cooperación y no para el trabajo concreto. Participar no sólo es hacer un devocional o campañas, es eso y mucho más; participar es decidir, sobre todo en instancias consultivas y resolutivas.
5° Es triste constatar el doble discurso, el discurso que dice “estamos con los jóvenes”, sin embargo, aquí y ahora dormimos bajo distintos techos. Ustedes lo hacen bajo el techo de un hotel y nosotros bajo el techo de una Catedral. Nos invitan a la mesa del Señor, pero nosotros almorzamos y cenamos en el subterráneo. No se trata del lugar, se trata de que no se practique la igualdad que predicamos. Pese a ello, es a través de ese contacto que hemos conocido la realidad de la juventud cubana: en los desayunos y actividades, ahí es donde se afirman los gestos concretos. Creemos que esa vivencia debería ser igual para todos los y las participantes de esta asamblea.
Es por ello que queremos hacer nuestras las palabras del Obispo Emérito Federico Pagura y responder también a ellas: Hermanas y hermanos del CLAI tenemos visiones, tenemos proyectos, tenemos ideales y sueños; pero también el compromiso serio y decidido por trabajar con todas y todos ustedes. ¡Por favor, no tengan en poco nuestra juventud! No queremos ser servidos, ni tampoco dejar de servir; queremos igualdad.
Concurren;
Pastorales Juveniles de México, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Guatemala, Costa Rica, Panamá, Cuba, República Dominicana, Venezuela, Brasil, Colombia, Ecuador, Bolivia, Uruguay, Argentina y Chile.
CLAI jóvenes